Los sistemas constructivos actuales permiten la posibilidad de ejecutar techos, bien continuos con estructura portante oculta, o bien modulares, normalmente registrables, con estructura portante vista, semivista u oculta.

Los techos registrables están formados por una estructura modular sobre la que se colocan las placas, formando modulaciones de 1200 x 1200, 600 x 600, 300 x 1200, medidas estándar según modelos y fabricantes.

Existe una amplia gama de placas para techos.

Los falsos techos registrables, a diferencia de los continuos (Pladur), nos van a facilitar sobremanera el acceso a instalaciones de luz, aire acondicionado, informática, etc.

Se componen de placas de medida 1,20 x 0,60 y 0,60 x 0,60 en la mayoría de los casos.

Tan fácil como levantar cualquiera de las placas de falso techo instaladas nos dará acceso a futuros cambios en nuestras instalaciones ocultas en plenum.

La estructura de soportación de los falsos techos va desde perfil visto en t 24 mm/perfil visto de 15 mm/perfil oculto con placa con canto bisel (conocidos como perfil oculto), perfil semi-oculto, perfiles con omega galvanizada (indicados para techos de viruta), y un largo etc.

A lo largo de muchos años desde la creación de diproject, nos hemos encontrado con una tremenda evolución en el mundo de los falsos techos.

Hemos pasado de instalar falsos techos con placa Staff a techos de fibra mineral, para acabar con un grandísimo abanico de tipos de falsos techos.

Hoy en día no todas las obras se realizan con uno o dos tipos de techos, y aquí es donde radica nuestra ventaja, al ser grandes conocedores de los falsos techos que existen actualmente en el mercado.

Podemos ofrecerles desde los impactantes techos de viruta con perfil visto, perfil oculto, con omega, etc… conocidos como Heraklit, para ir a los techos metálicos con bandeja lisa, perforada o microperforada con velo para conseguir una mejor acústica.

Imponiéndose cada vez más los falsos techos de madera melaminada e incluso con chapa barnizada, no hemos de olvidar los tradicionales techos de fibra mineral tipo Armstrong, que siguen siendo los más demandados por su magnífica relación calidad-precio y con una amplísima gama de acabados.

Techos de lana de roca para conseguir una gran atenuación acústica y sobre todo climática, los cuáles nos ahorrarán mucho dinero con las variaciones de las condiciones frío-calor de su local.